La prima de riesgo es Matrix

Tal y como yo entiendo la prima de riesgo es la medida que tienen los mercados de evaluar la confianza en un país. Cuanto más alta más intereses tenemos que pagar por el dinero que nos prestan. En los meses en los que se rumoreaba que España sería rescatada como Grecia nuestra prima de riesgo se disparó y todo el mundo corría como gallinas sin cabeza. El gobierno aplicó recorte tras recorte y la prima va bajando, dicen que porque al aplicar los recortes ahorramos dinero y los mercados confían en que podremos pagar nuestras deudas billonarias al ahorrar unos miles de millones de euros. No estoy a favor de los recortes pero quiero reflejar la paradoja que me produce la suposición de que alguien será capaz de pagar una deuda que ahora es el 90% de sus producto nacional bruto (con predicciones de que será más del 100% en unos meses) recortando servicios esenciales que en ningún caso cuestan ni la mitad de lo que ya se debe. Todo esto teniendo simultáneamente cada vez menos ingresos porque hay más paro y por lo tanto menos gente cotizando y gastando. Si de verdad quieren bajar la deuda habría que pedir dinero a los que lo tienen (multinacionales, bancos, etc) no hacer más miserables a los currantes que sustentan el país con su esfuerzo. Por eso pienso que la prima de riesgo es la manera de controlar a la sociedad y a cualquier gobierno que intente llevar la contraria a la ideología neoliberal. Es la voz del jefe de arriba, neoliberal y dueño de empresas billonarias.

Cuando la prima de riesgo sube los gobiernos escuchan “oye que me estás ignorando, recorta derechos a los tuyos“. No porque eso saque a tu país de la crisis sino porque nosotros, tus jefes los mercados, queremos más dinero en nuestro bolsillo. Queremos despido libre, no queremos que los trabajadores puedan faltar al trabajo si están enfermos, queremos ganar dinero con nuestras empresas sanitarias y las escuelas; nos hemos cansado de que los trabajadores tengan derechos, queremos volver a la Edad Media, queremos esclavos incultos que no protesten y ser los únicos con dinero. Algunos gobiernos están felices haciendo caso a su jefe porque son unos pelotas. A Zapatero y Rajoy cambiaron la constitución para dejar bien claro que eran los primeros de la clase y que harían todo lo que se les pida. Otros alumnos como Islandia no lo tienen tan claro. Se rebelan, se niegan a pagar la deuda sin una quita a ambas partes y aunque se les amenaza con la marginación y odio eterno (osea la bancarrota del país y la imposibilidad de acceder a financiación internacional cosa que complica las posibilidades de que un país pueda obtener dinero para los gastos) ellos se plantan. Poco a poco reestructuran lo que deben, empiezan a pagar, modernizan su economía y tres años después empezaron a crecer y salir de la crisis. ¿Quien es el alumno más inteligente? El pelota que hace todo lo que quiere el jefe y el jefe le califica como listo aunque lleva cinco años de crisis, siendo cada año peor que el anterior? ¿O el que se rebela, ignora las amenazas, mira por los intereses de sus ciudadanos en vez de los de sus jefes empieza a salir de la crisis y es tratado como un loco e ignorado por los medios no vaya a ser que otros quieran seguir su ejemplo?

Por su parte cada vez que sube la prima de riesgo la sociedad ha sido amaestrada para escuchar “que viene el lobo, que viene el lobo”. Periodistas, economistas y políticos con interés en mantener el sistema establecido se dedican a infundir miedo a los ciudadanos cada vez que sube la prima de riesgo. Argumentan que la subida implica falta de confianza en el país y una subida en los interés que tendremos que pagar. Han convencido a la sociedad que cuando la prima sube tenemos que hacer lo que se nos dice, porque si no el país se va a la ruina. Lo que no dicen es que al hacerlo condenan a la ruina a los ciudadanos a nivel individual porque pierden sus derechos y la imposibilidad de tener una vida digna si no son millonarios.

Y luego están las paradojas de qué hace subir el valor de nuestra amiga la prima que son las que me hacen pensar que esto es algo como matrix, diseñado para controlar a los países y que en vez de pilas se nos asocia con carteras de dinero. José Carlos Díez, un economista de prestigio cuenta en su libro Hay vida después de la crisis, que los escándalos de corrupción afectan a la prima de riesgo así como la inestabilidad política, social y económica. Cuando hay incertidumbre en un país los inversores normalmente deciden poner su dinero en otro. Curiosamente el día que El Mundo publicó la entrevista de Pedro J a Bárcenas, implicando al partido en el gobierno en un caso de financiación ilegal y al presidente en supuestos pagos en dinero negro, la prima de riesgo se quedó como estaba. Con toda la inestabilidad que hay en España nuestra prima de riesgo debería estar no entorno a los 300 sino 3000.

¿Cómo puede ser posible? Quizá a los jefes de arriba les da igual la corrupción o el estado del país siempre y cuando los gobernantes del lugar en cuestión estén dispuestos a hacer lo que ellos digan. Mejor un gobierno corrupto que obedezca que uno limpio y rebelde. Si hubiera elecciones hay una posibilidad, aunque sea remota, de que los partidos amigos de los mercados (PPSOE) no consigan los votos suficientes para gobernar y eso no interesa a los jefes. Pero una sucesión controlada, como la de Monti en Italia son todo ventajas. Se lava la cara del sistema, se aparenta que se es democrático y se pone a alguien que seguirá la misma senda haciendo recortes en contra de sus ciudadanos, evitando así la reestructuración de la deuda que haría que los jefes perdieran parte del dinero con el que han estado jugando al bingo a nuestra costa todos estos años. Sin duda a los mercados y Europa les gusta más esta idea, quizá por eso un diario alemán ha dedicado un reportaje a la vicepresidenta del gobierno, para ir preparando el terreno de la sucesión a dedo.

Aunque cada vez hay más voces pidiendo la reestructuración de la deuda y la devaluación del euro los gobiernos de los paises bajo la austeridad siguen escuchando a la Troika, Europa, etc. y recortando sin parar. No contemplan otra posibilidad, hacer lo que hizo Islandia, plantarse y negociar un trato que le venga bien a la sociedad, y si hiciera falta salir de Europa, mejor pobres que esclavos totalmente arruinados. Mientras tanto cada vez que suba la prima de riesgo seguiré viendo la escena de Matrix dónde Neo tiene que escoger entre la pastilla roja y la azul, pensando cuando se decidirá la sociedad a despertar.

 

Anuncios

Vámonos sin pagar la cuenta

recortes_sanidadLo del corralito en Chipre sería la gota que colma el vaso si el vaso no se hubiera desbordado en España hace meses con todos los recortes que nos han hecho a nosotros para pagar los excesos de los bancos y los políticos.

El intento de hacer pagar a los ciudadanos un coste en base a sus ahorros es un atraco a mano armada que economistas mecionan como ilegal. Menos mal que han dado marcha atrás y ahora lo plantean para cuentas de más de 100 000 euros, aunque eso me sigue pareciendo erróneo, esperemos que no haya muchos ciudadanos currantes afectados. Dicen que no piensan aplicarlo en España, y yo me lo creo porque siempre que han hecho algún recorte nos han dicho la verdad por delante, como en Chipre… a golpe de decreto ley  sin negociación social Rajoy ha recortado en todo menos en sueldos y gastos de políticos de alto rango, sólo se meten con los alcaldes, los que más hacen de todos, con lo que podrían ahorrar en diputaciones. ¿De verdad piensan que nos vamos a creer algo de lo que digan?

Lo cierto es que Merkel está haciendo su trabajo, proteger a los bancos alemanes a toda costa y olvidando que a ellos se les perdonó su deuda. Como consequencia se está implementando la esclavitud de este siglo, los dueños los bancos y los esclavos los trabajadores ¿nuevo estilo de colonización alemana? ¿Por qué los políticos del Sur no defienden sus intereses tanto como Merkel los suyos? Los bancos españoles, italianos, griegos, portugueses deben dinero a Alemania. Los motivos los sabemos todos, la avaricia rompe el saco. Dejemos a un lado el hecho de que los bancos se han metido en este lío y los bancos deberían salir de él. Hay una opción alternativa que defendería  los derechos de todos los españoles y de regalo los bancos, la deuda no la pagamos bajo estas condiciones leoninas porque nos están matando. Con esto barcaincluso se protegería a los bancos, cosa con la que yo no estoy de acuerdo, pero siendo realistas no sé cuánto tiempo vamos a necesitar para conseguir una clase política decente, que se preocupe por los ciudadanos en vez de los bancos, y esto podría ser una solución intermedia hasta que podamos poner todo en orden, sin perjudicar a los ciudadanos. Pero claro es más fácil para la gente que está ahí arriba sentada hacer que pague el ciudadano la factura en vez de plantar cara… Mejor obviar que unidos estos países tienen más poder (económico no sé pero volumen de gente…) que Alemania o Europa. Si nos dicen o pagas o te vas, digamos vale, nos vamos. ¿Podría Alemania permitirse que todos los países que le deben dinero se vayan sin pagar la factura? ¿Podría Europa permitirse romper el mercado libre que tanto dinero le ha dado? No lo sé, si la respuesta es no habremos negociado mejores medidas en vez de seguir estrangulando ciudadanos; si la respuesta es sí volvemos a tener control sobre nuestros asuntos y devaluamos nuestra amiga peseta para exportar más y salir del pozo como hizo Argentina. Yo a esto lo veo una situación win win, sólo ganamos y tampoco es que haya muchas opciones más para la sociedad. Además José Carlos Díez, un experto en el tema ha dicho hoy cómo se hace: Firmar un decreto en el parlamento pasando nuestros activos y pasivos de Euros a pesetas, más fácil imposible. Adelanteeeee, yo pensaba que era más díficil!

Los políticos del Sur se olvidan de que con todo lo que han hecho mal durante tantos años, la solución no es hacerlo peor, es defender a los ciudadanos, porque lo que están consiguiendo es que se desintegre el estado de bienestar , la convivencia social y en unos pocos años la sensación de país y cualquier orden civil; con la pobreza esto va a ser como el lejano oeste y dará igual cuanto dinero tengas en el banco porque si eres rico los pobres te atracarán por desesperación.

bancosY ya puestos a ver si nos damos cuenta que lo mismo que los países del Sur pueden negociar  con Europa porque somo muchos, los bancos necesitan nuestro dinero para subsistir. La avaricia de los bancos no tiene fin. Inventan productos financieros sin valor, apuestan dinero contra ellos a sabiendas de que van a fallar para ganar más dinero aún, inflan los precios de las casas para dar créditos más amplios e incluir claúsulas abusivas que les proporcionen beneficios aún cuando estamos en la tumba y de regalo consiguen presionar a los gobiernos para que la factura la paguen los ciudadanos. Desde luego ellos nos toman por tontos y nosotros se lo ponemos fácil. Parece que no nos hemos parado a pensar que si dejaramos de utilizar las tarjetas de crédito y debito para pagar, ellos dejarían de ganar millones en comisiones (además de paso ayudábamos a los comerciantes que tienen que pagarlas). Tampoco nos hemos dado cuenta de que si no tuviéramos el dinero en la cuenta del banco parado (por la que no nos dan nada) ellos no podrían usar nuestros fondos para invertir y hacerse más ricos a nuestra costa. Vamos lo que dice Paco pero sin tener que comprar un colchón nuevo con caja fuerte incorporada, (hay emprendedores para todo).

Luego llegarán los portavoces de los mercados diciendo que si hacemos esto somos unos antisistema, y estamos poniendo en peligro a los bancos porque no tienen el capital para hacer frente a la devolución de nuestros depósitos.  Beppe Grillo dijo que el mercado es la mayor gilipollez de este siglo, el ente todopoderoso creado para mantener a los ciudadanos a raya, quiero que hagáis esto, si no lo hacéis la bolsa cae. Cada día estoy más de acuerdo con él. Si los bancos no tienen capital para asumir la retirada de fondos que se vea porque eso es ilegal, deberían garantizar el dinero de nuestros depósitos. Si quieren que usemos los bancos que nos vuelvan a respetar. No tendremos tanto dinero como ellos, pero somos muchos más que ellos y queremos que nos escuchen. Es hora de hacer que lo noten los bancos y Europa.