El ébola debería hacerte despertar

¿Qué haría yo si estuviera al mando de un gobierno y quisiera proteger a mi población de una enfermedad contagiosa y potencialmente mortal?

cancelar todos los vuelos a y desde los países con casos declarados

– mandar cantidades ingentes de medicinas y recursos a los países con casos para que controlen la epidemia antes de que salga de sus fronteras

– montado hospitales en África para los extranjeros infectados en vez de transportarlos a sus países de origen para minimizar riesgos, aunque no deja de ser cruel elegir a quién dar tratamiento basándose en la suerte que han tenido de nacer en un país o en otro…

– proporcionado materiales y formación de calidad a todos los empleados del sector sanitario de todos los países para que estén preparados en caso de un brote

Yo no habría trasladado enfermos de ningún país a ningún sitio porque eso aumenta el riesgo exponencialmente, pero de hacerlo habría:

– usado instalaciones sanitarias de calidad con medios suficientes para gestionar esta situación si algún contagiado se despista y aparece dentro de mis fronteras

– y la parte precavida en mi me habría hecho contemplar la posibilidad de aislar a los trabajadores sanitarios que estaban arriesgando su salud haciendo su trabajo, hasta que estuviera claro que no se habían contagiado, porque en una ciudad occidental la propagación de una enfermedad es mucho más rápida y exponencial gracias al transporte público y la movilidad que tenemos (aviones, autobuses…)

Haciendo una rápida reflexión con sentido común se me ocurre que si los gobiernos hubieran querido evitar que el ebola avanzara entre la humanidad habrían tomado estas medidas o similares. Por lo tanto deduzco que ni España, Reino Unido o Estados Unidos estaban o están interesados en controlar el ébola como deberían, o de lo contrario habrían hecho las cosas de forma muy diferente. Al menos los americanos demuestran más sentido común aislando a la enfermera contagiada en higienizando su casa.

Y, ¿por qué los gobiernos que se supone elegimos para protegernos no están haciendo su trabajo? Simplemente porque la pedomocracia que tenemos no sirve a los ciudadanos si no a las corporaciones, entre las cuales se encuentra la industria farmacéutica. Todos sabemos los millones que se gastaron los gobiernos con la gripe aviar y el ridículo que hicieron porque por suerte esa enfermedad no se propagó como esperaban. Ahora han probado una segunda vez con algo más mortal y están esperando que haya suficientes casos y suficientes muertes y que todos estemos en modo pánico gritando ¡queremos la vacuna! antes de sacar la vacuna milagrosa que curará todos tus males pero de la que no sabrás los efectos secundarios que te dará…pero que más da, como no tendrás el ébola da igual que te quedes tonto por el aluminio o el mercurio que te van a meter en vena.

Eso por no mencionar las medidas de seguridad (que también pueden ser llamadas de control de la población) que se pueden llegar a implantar “por el bien de tu seguridad”. Después del 11-s nos tuvimos que acostumbrar a quitarnos los zapatos, eliminar líquidos de más de 100ml del equipaje de mano…ahora que hay una enfermedad mortal rampante los escáneres de temperatura, el control de fronteras, prohibición de reuniones por riesgo de contagio, venta de ropa especial a precios 'especiales'…quien sabe cual será nuestra realidad en unos meses…todo por nuestra salud…ya podían haber pensado en nuestra salud mientras gente seguía yendo y viniendo de zonas infectadas con una enfermedad que tiene un período de incubación de 2 a 21 días más los días que tienes síntomas y que por lo tanto alguien puede contagiarse en un país y dar la vuelta al mundo antes de haber empezado a tener síntomas y contagiar a los demás a cientos de kilómetros de distancia.

Y qué casualidad que los primeros casos en Occidente están apareciendo en otoño, cuando todo el mundo coge catarros y estornuda, moquea por doquier….haciendo que todos seamos dispersores andantes de microbios. Conspiranoica? Puede, pero me gustaría saber por qué no se han tomado medidas a tiempo y aún siguen sin tomarse, sólo Reino Unido a prohibido aviones a esos destinos a desde principios de Octubre.

Cualquier enfermedad se propaga más fácilmente en un cuerpo no un sistema inmune débil. El ébola ya está entre nosotros, no es algo efímero en África, por lo tanto lo mejor que podemos hacer es ser pro activos, dejar de comer alimentos que aumentan el ph de la sangre (un cuerpo ácido es el caldo de cultivo perfecto para las enfermedades) y aumentar la ingesta de verduras y frutas crudas ya que tienen más nutrientes y son más sanos que las harinas y los productos procesados. Al menos nuestro interior estará más fuerte si tiene que combatir la enfermedad.

Yo no soy médico, ni tengo estudios en alimentación, solamente la experiencia personal de haber tenido 4 cirugías en menos de 12 meses debido a una infección que la medicina occidental no sabía como arreglar. Cuando empecé a investigar sobre medicina holistica, homeopatía y medicina ayurvédica (originaria de la India) y cambié mi dieta es cuando empecé a ser una persona de nuevo, pero cada persona es un mundo y es fundamental investigar las posibilidades para encontrar algo que le funcione a cada uno. Cambiar la dieta es gratis y puede ayudarte a sobrevivir cualquier enfermedad, veremos como de gratis es la cura milagrosa para el ébola y a cuanta gente se habrán llevado por delante antes de dársela al ciudadano medio.

Entrar en la evidente inutilidad de los políticos y autoridades españolas para gestionar cualquier tipo de crisis requeriría tantas palabras que nadie leería este post y tardaría días en escribirlo. El prestige fue un desaste natural, ahora estamos hablando de la salud de cada ser humano, porque al perro lo han sacrificado y santas pascuas, todo arreglado. Si esta situación no hace que todos los ciudadanos, independientemente de su afiliación política se unan en contra de la incompetencia y desidia que residen en Moncloa, será que merecemos ser reconocidos en la historia por nuestra estupidez colectiva, dejando que nos traten como ovejas descerebradas demasiado asustadas para reclamar que se respete nuestra vida.

Ya no es una crisis económica, pérdida de derechos laborales, derecho a la sanidad, poder comer o poder tomarte una caña con una buena tapa. Os estáis jugando la vida cada día que dejáis a los incompetentes decidir vuestro futuro, ahora es supervivencia pura y dura. No se sí es miedo a otra guerra civil o si es el sálvese quién pueda pero a día de hoy como la gente residente en España no despierte y consiga un cambio, tenemos ébola para rato.

 

Anuncios

Cuando “lo normal” no encaja contigo

Quien más y quien menos tiene algún complejo (salvo los narcisistas que están a otro nivel creando un alter ego para no tener que vivir con sus complejos). Pero no nacemos con los complejos como con la sonrisa o el color del pelo; tampoco los empezamos a tener espontáneamente, son el producto de un estímulo externo que afecta más o menos dependiendo del nivel de autoestima que se tenga en el momento. Se crean complejos comparando cualquier cualidad con “lo normal” y esa comparación puede venir de la propia persona por inseguridades o de una tercera para hacer daño o porque proyecta sus inseguridades en otro. Pero ¿qué es lo normal? Simplemente lo que la cultura social de la época o una persona autoritaria, intolerante o con un interés económico considera que tiene que seguir el resto del planeta.

Una cosa es tener un peso que se estima perjudicial para la salud y otra que la gente categorice e insulte a una persona o que la industria textil no produzca ropa moderna para alguien que lleva la talla 48 en vez de la 38. En el renacimiento tener unos kilos de más era símbolo de riqueza porque no todo el mundo podía comer. Ahora si alguien pesa más que las modelos tiene que aguantar toda clase de presiones sociales, desde mensajes en publicidad o cine a familiares repitiendo que le sobra peso, implicando que para ser guap@ hay que estar delgad@, creando todo ello inseguridad a millones de personas y problemas de autoestima. ¿En qué modelo de sociedad vivimos en el que se quiere obligar a todo el mundo a pesar lo mismo y vestir igual por que sí no “no está a la moda”? ¿Cómo se puede decir que somos libres si cuando alguien no sigue los cánones establecidos en muchos lugares se le señala y menosprecia?

De un modo infinitamente más denigrante se trata a quienes se sienten atraídos por personas de su mismo género. Se les insulta y desprecia hasta la saciedad. Se les niegan derechos tan básicos como casarse con la persona que aman. Se les ponen trabas para tener una familia sin pararse a pensar en los millones de parejas heterosexuales que tienen hijos y no los quieren ni los cuidan; cuanto mejor estarían los niñ@s si sólo los tuvieran parejas que los quieren, en vez de parejas que pueden tenerlos biológicamente pero no los cuidan adecuadamente. Se utilizan incluso argumentos religiosos diciéndoles que arderán en el infierno, que son abominaciones… Los adolescentes homosexuales son a menudo maltratados en el colegio por compañeros de clase que han aprendido de sus religiosos padres a odiar en vez de a tolerar; la religión debería ser un apoyo para los creyentes de la misma, una guía para el día a día no la excusa para denigrar a los que no son como ellos. Si ya es duro sobrellevar las injusticias contra tu forma de ser cuando eres adulto, siendo pequeño debe ser lo más cercano a vivir en el infierno.

Este video muestra una de las mejores reflexiones que he visto sobre este tema. Está centrado en la homosexualidad, pero la esencia se podría extrapolar a cualquier otro aspecto de nuestras vidas en el que se ha dictado un estándar que los demás deben seguir. ¿Qué pasaría si mañana nos levantáramos en un mundo donde los estándares fueran los opuestos? Dónde se marginara a delgad@s, guap@s, universitari@s, blanc@s… Ojalá poco a poco los intolerantes e intransigentes que generan complejos a los demás se den cuenta de que las diferencias de cada uno son lo que dan un poco de color a una sociedad que ya ha sido educada de manera casi monocromática y todos los colores tienen su valor. Y cada uno aprendamos a querernos como somos para que los comentarios negativos nos salgan por un oído y nos entren por el otro.

 

Perdiendo derechos y aún discutiendo

“El ser humano es un ser social por naturaleza”. Aristóteles

Nos agrupamos para pasarlo mejor pero también para ayudarnos. La familia es un ejemplo de ello. Normalmente establecemos y mantenemos un lazo con la gente con la que nos hemos criado y en momentos de necesidad nos apoyamos unos a otros, emocional y económicamente. Una sociedad se basa en el mismo principio pero en un grado mayor, en vez de unirse personas como en las familias, se unen las familias para ayudarse unas a otras y que todas puedan vivir mejor. En una sociedad todos los trabajos tienen su importancia, no se puede vivir dignamente si no hay barrenderos que recojan la basura o médicos que nos curen. Y aunque a algunos parece que les cuesta verlo, en una sociedad todas las personas merecen el mismo respeto y las mismas oportunidades, de lo contrario el futuro de las personas estará prederminado por la familia en la que hayas nacido.

Partiendo de estos principios podríamos concluir que ningún gobierno de España desde el 78 ha gobernado para la sociedad, dado que las privatizaciones, recortes sucesivos de derechos laborales y sociales y malversación del dinero de todos se han ido sucediendo casi con total impunidad. El actual partido del gobierno aparte de privatizar y recortar derechos ha ido un paso más allá. A base de decreto ley está dilapidando cualquier oportunidad que una persona vulnerable tenía para prosperar aumentando en 30% la desigualdad social. Asustando a la sociedad con que el coco (la Troika) nos quiere comer (rescatar al país) recorta derechos en vez de reclamar a las empresas y millonarios que pongan su granito de arena, al fin y al cabo nosotros hacemos ricas a esas empresas comprando sus productos y servicios. Todos los ciudadanos perciben estos recortes pero los siguientes sectores merecen mención por las implicaciones de futuro que conllevan.

  • Jóvenes, como dice Lucía Méndez los jóvenes están siendo los más desprotegidos de toda la sociedad, suben las tasas de educación, no se les da trabajo y tienen que recibir ayuda de los padres o abuelos para poder subsistir. Son los cimientos del futuro pero no se les da ninguna oportunidad para tener un trabajo digno (sueldo acorde con sus atribuciones y horario) que permita que se independicen y tengan una familia. En España se requieren título de carrera, master, experiencia (incluso para trabajos de junior lo cual es una paradoja) e idiomas para tener un trabajo de 700 euros. Estudiar cada vez es más caro, sin estudios ¿que tipo de trabajo se podrá conseguir? Que economía puede prosperar con su población viviendo del sector servicios porque no pueden acceder a educación superior ni conseguir un trabajo titulado. Además cuanto más tarda alguien en conseguir un trabajo laboral más tardará en plantearse construir una familia o si quiera consumir y generar demanda. El país envejecerá y sólo tendrá personas con conocimientos escasos que no conseguirán generar una economía de futuro.
  • Dependientes. Por sí vivir con una minusvália no fuera ya de por si difícil para la persona que la padece y a menudo para su entorno cercano, ahora con los recortes en la ley de dependencia personas con discapacidades tienen que escoger entre alimentos o medicinas y situaciones similares que no son dignas de una sociedad civilizada.
  • Inmigrantes. Personas que han dejado su país atrás por un futuro mejor ahora se encuentran que además de estar solos en un país extraño no tienen sanidad si no tienen trabajo, y en un país con más de seis millones de parados el trabajo no es fácil de encontrar.
  • Mujeres, están afectadas por todas las demás medidas porque hay mujeres jóvenes, estudiantes, dependientes, inmigrantes… Pero además se está intentando recortar su capacidad de decisión sobre cuando tener un hij@ (ley del aborto o exclusión de ayudas a la fecundación por orientación sexual) o su capacidad de reclamar justicia y auxilio cuando alguien abusa de ellas.

Hay muchos más sectores sociales, demasiados para un sólo texto. Mientras destrozan el estado del bienestar intentan enfrentarnos con ideología o cosas como: los inmigrantes son una carga y te quitan el trabajo y la sanidad, los jóvenes son unos NINI ni trabajan ni estudian (muchos pensarán para qué sirve estudiar si en las ofertas piden títulos y experiencia y la experiencia no te la dan porque no te contratan) o los que no pagan la hipoteca o los estudios de sus hijos son unos vagos y no merecen ninguna ayuda, aunque sea gente que trabaja pero aún así no les llega el dinero porque tienen un sueldo miserable. Todo para distraer la atención de que en realidad los recortes son para asegurar que las clases sociales no pueden escalar, para hacer que los ricos sean más ricos y menos en número. Incluso se está reinventando el término rico, ahora es una persona que gana 2000 euros tiene una casa que no es un sótano de 20m y puede ir de vacaciones al extranjero. ¿Pero quién tiene el poder de ver el futuro para saber que a él no le despedirán o caerá enfermo y pasará a necesitar ayuda para poder sobrevivir porque con su sueldo no le llega?. Da igual la ideología, recortan servicios a una clase social no a los miembros de un partido político. Como dice Pablo Iglesias esto es una lucha de clases y los de arriba van ganando. Cada vez tenemos más cosas que recuperar, hay que dejar de enfrentarse por una ideología porque da igual tu orientación política, el sueldo te ha bajado, los gastos han subido y cada día pierdes más poder adquisitivo.

 

Las mujeres somos personas

Pasemos por alto los siglos de historia en los que en la mayor parte de los países del mundo el rol de la mujer en una familia era tener hijos y quedarse en casa cuidándolos (por desgracia ese sigue siendo su único rol en demasiados lugares aunque muchas de ellas no quieran). Además de hacer eso millones de mujeres atendían la granja o trabajaban en fábricas siempre y cuando el marido “lo permitiera” o la pareja no trabajara en absoluto por motivo x, mejor dejar trabajar a la mujer que no tener de que comer.

Empiezan los avances sociales y a principios del siglo XX un país como España es de los primeros en instaurar el voto para la mujer. Durante las guerras mundiales era normal que las mujeres trabajaran en fábricas mientras los hombres luchaban. Las guerras terminan y las mujeres comienzan a reclamar un puesto activo en la sociedad por ellas mismas, no porque su pareja no trabaje si no porque ellas desean hacerlo de forma asalariada. En las sociedades más avanzadas consiguen trabajos por cuenta ajena, pero de secretarias o similar nada un indique que tienen capacidad para resolver problemas complejos o de responsabilidad y siempre luchando contra el machismo y los roles pre establecidos. Poco a poco hay más mujeres con estudios universitarios y otros puestos laborales se ponen a su alcance pero siempre, y hasta día de hoy, recibiendo menos sueldo que un hombre. Tanto es así que en países liberales como Estados Unidos hay una ley para garantizar que una mujer pueda denunciar a su empleador si averigua que recibe menos sueldo que un hombre por la misma función. Y aún recibiendo menos sueldo que un hombre y por lo tanto siendo mano de obra más “barata”, hay empresarios que no quieren contratar a mujeres porque quizá algún día querrán tener un hijo y se ausentarán unos meses del trabajo. Por no mencionar que se consienta que en una entrevista laboral se pregunte a las mujeres que tipo de método anticonceptivo utilizan, como si eso tuviera algo que ver con cualquier trabajo que no sea la prostitución. Y dudo mucho que se lo pregunten a las mujeres que ejercen esa profesión porque se actúa como si no existiera, se consiente que mafias y hombres se aprovechen de un número enorme de personas al año (algun@s la ejercen voluntariamente pero no tod@s) sin que tengan ningún derecho, como si no fueran seres humanos.

Los desprecios para conseguir un trabajo no son los únicos en el ámbito laboral. Cuando una mujer asciende se cuestiona su integridad y sus compañeros de cama mucho más que cuando lo hace un hombre, si es que alguna vez se hacen esos comentarios sobre los hombres. También tenemos que aguantar a menudo más condescendencia de la deseable y otros comportamientos que implican que no se nos respeta igual que a un hombre. Y hay que sumar los que ocurren en el hogar, porque dependiendo de cómo se haya educado tu pareja puede que todas las tareas del hogar recaigan en una sola persona (como si en las parejas homosexuales las dos mujeres se repartieran todo pero los dos hombres no hicieran nada).

Pero parece que las sociedades avanzan y cosas por las que antes había que luchar como la posibilidad de interrumpir un embarazo si el feto tenía una malformación o pedir ayuda y protección porque tu pareja te maltrata se regulan en leyes. Si sólo hay que luchar por derechos laborales y nuestro rol en el hogar pero tenemos garantizados derechos básicos pues la cosa es más llevadera.

Pero resulta que todo es un espejismo. Que los derechos de las mujeres son de quita y pon. Que un gobierno de un país Europeo no considera a la mitad de la humanidad personas, sino incubadoras para tener hijos vengan como vengan, siempre y cuando tengan pareja y sea un hombre. Que no considera que una persona es agredida si no sufre heridas que impliquen estar más de 24 horas hospitalizadas, todo para reducir las estadísticas, disimular el machismo que reina en España y supongo que para ahorrar dinero en ayudas a mujeres maltratadas. ¿No conocen a nadie que haya sido maltratad@? Porque yo si y me dan ganas de vomitar pensando que el gobierno que no he votado pero representa mi país y por ende a mí cambia la ley en detrimento de personas que sufren y no pueden/saben defenderse por si mismas. Personas que tuvieron la mala suerte de toparse con un maltratador, con alguien que parecía una persona decente hasta que un día decidió quitarse la máscara. ¿Acaso creen que los maltratadores van con una camiseta que dice “ven conmigo que vas a vivir un infierno”? ¿Creen que quien sufre este abuso se lo merece o miente?. Si tienen dudas sobre denuncias deben investigar esos casos pero no despreciar el crimen en sí reduciendo su importancia porque para vergüenza de una sociedad moderna hay muchos casos reales. Además la violencia de género no siempre requiere hospitalización a menudo es psicológico y constante y puede darse en cualquier pareja hetero o homosexual. Para estar 24 horas hospitalizad@ te tienen que dar una paliza casi de muerte.¿Les parece digno que te tengan que dejar medio muert@ para poder reclamar ayuda y pedir justicia? ¿Les parece humano lanzar el mensaje a los maltratadores de que si sus víctimas no requieren 24 horas de atención médica ellos no están cometiendo un crímen? Qué será lo próximo ¿cursillos on líne explicando como agredir sin llegar al umbral legal? Cuanto mejor sería si se dedicaran a educar a la sociedad para que se trate a las parejas como seres humanos con derechos, no como sirvientes ni objetos que se pueden manipular, usar, despreciar y agredir a antojo.

Los chivatos son héroes no delincuentes

De vez en cuando me pregunto cómo sería el mundo si el Tribunal Supremo de Estados Unidos hubiera dado las elecciones del año 2000 a Al Gore en vez de George W. Bush. Probablemente un presidente democrático también habría invadido Afganistán como respuesta al 11S. Pero hay otras consecuencias de ese atentado terrorista que quizá no estaríamos sufriendo hoy en día; ante esta posibilidad la mayoría de la gente piensa en la guerra de Irak, pero también podría haber diferencias en otros temas como los niveles de espionaje que los gobiernos están utilizando para garantizar la seguridad de los ciudadanos.

El origen de esta nueva manera de entender la seguridad nacional se puede encontrar en los poderes que los estadounidenses dieron a su presidente las semanas después del mayor atentado de su historia; una ley llamada Patriot Act que otorga al presidente poderes prácticamente ilimitados simplemente diciendo que lo que quiere hacer es en aras de la seguridad nacional. El país que se niega a tener un documento de identidad a nivel nacional porque lo consideran una invasión de la intimidad, consintió y sigue consintiendo al gobierno que vigile sus conversaciones privadas para intentar evitar que se produjera otro atentado. Viendo que un país tan liberal como Estados Unidos aplicaba esas medidas, el resto de países las importaron. Personalmente no tengo ningún problema en que algún gobierno investigue mis conversaciones, como seguramente están haciendo sobre todo desde que escribo este blog. Yo no planeo nada delictivo y por lo tanto no tengo nada que esconder.

Si la mayoría de la gente pensáis como yo, pensaréis que no os importa que os investiguen siempre cuando eso ayude a que nuestras vidas estén libres de delitos y sufrimiento que se pueden evitar con una intervención policial. Pero esta cesión de la intimidad debe ser tratada por el gobierno como una gran responsabilidad. Que nosotros consintamos que nos registren en el aeropuerto o miren nuestros emails no significa que apoyemos operaciones encubiertas en otros estados o que investiguen nuestros movimientos por internet como si todos fuéramos criminales. Los indicadores para investigar a alguien deberían ser muy específicos no un simple “porque soy el gobierno y quiero”.

En 2010 cuando wikileaks se hizo famoso por revelar las indecencias diplomáticas de algunos países, todo el mundo se escandalizó durante dos días a ver como los políticos eran seres humanos tan cotillas y mezquinos como muchos suponíamos. Esa gran indignación duró lo que los medios tardaron en encontrar la siguiente noticia y como dice Aleix Saló en Simiocracia al final mucha gente escandalizada pero todo siguió como si nada. Gobiernos y poderosos siguen haciendo sus cosas como antes. Incluso ampliando su alcance, considerando las acusaciones de Snowden sobre el espionaje del gobierno estadounidense.

Persiguen a Assange y Snowden como a Will Smith en la película Enemigo Público acusándoles de traidores, pero ¿qué pasaría si nadie contara a la sociedad lo que está haciendo el gobierno? Cada vez es más evidente la complicidad de casi la mayoría de medios de comunicación con las estructuras se poder. Bien sea por afinidad ideológica, por contribuciones económicas o por ambas cosas. Lo cierto es que muy pocos medios de comunicación en el mundo se dedican a investigar y vigilar que los gobiernos no incumplen las leyes y mantienen un código ético. Menos aún informan de manera imparcial de las noticias. Parece que “cuando se descubrió que la información era un negocio, la verdad dejó de ser importante” como ya advirtió Ryszard Kapuściński.

Muchos medios de comunicación ejercen su servicio a la sociedad sirviendo a sus accionistas más que a la verdad y no informando sobre lo que la gente debe saber; simplemente siguen lo que su modelo de negocio indica como ha denunciado Iñaki Gabilondo. Parecen haber olvidado que el poder para moldear el futuro de una República está en manos del periodismo de las generaciones futuras como afirmó Joseph Pulitzer y que ellos deben ser nuestros ojos y oídos dentro del sistema, denunciando aquello que carece de ética para que la sociedad al conocerlo pueda demandar responsabilidades, preservando a la vez cualquier vida que pueda estar en juego. Sin embargo en los últimos años han sido personas individuales o trabajadores del gobierno los que han denunciado prácticas gubernamentales de dudosa legalidad. ¿Si no fuera por gente como Julian Assange o Edward Snowden cómo podríamos saber si un gobierno está abusando de su poder? Cómo dijo Julian Assange “Es imposible corregir abusos a no ser que sepamos que están sucediendo”. Mientras revelar dichas actividades no se haga poniendo en peligro vidas humanas, mis felicitaciones y agradecimiento a todo aquel que decida anteponer sus valores éticos y responsabilidad social a su seguridad personal. En asuntos como estos todos deberíamos tener en la mente que “si no creemos en la libertad de expresión para la gente que despreciamos, no creemos en ella para nada”, Noam Chomsky.

 

Abortar es un derecho no un sacrilegio

Intento respetar todas las religiones, mucho más de lo que la mayoría de ellas me respetan a mi ya que intentan imponerme sus valores como si fueran la única opción para poder vivir. Dejando a un lado los métodos criminales que muchas religiones utilizan (cruzadas, inquisición, terrorismo islamista, etc.) ahora también aplican métodos legislativos. Todo gracias a la falta de ética de políticos legislando con sus creencias personales.

En España hemos visto como lo han hecho con la educación. Otorgando a la religión el mismo valor que a otras asignaturas, porque para ellos aprender a rezar es tan importante como aprender a sumar. De paso enseñan eso de que la vida es sufrimiento y cuanto más sufras más se te compensará para que no se quejen de la miseria que se van a encontrar.

Con la excusa de que algo que no puede vivir por si mismo está vivo y tiene derecho a la vida pretenden sobreponer su ideología frente a los derechos de las mujeres que tienen que cuidar esas células durante meses para que puedan vivir algún día. Ese argumento sólo sería aceptable cuando el feto puede sobrevivir sin la madre de forma segura, a partir de las 37 semanas aunque algunos lo consiguen antes. De todas formas ese planteamiento obvia que las mujeres sufren cambios en su cuerpo durante el embarazo, algunos irreversibles, así como dolencias tras el parto y por lo tanto es dictatorial no dejarlas decidir si quieren asumir esos cambios en su cuerpo y tener un hijo. Sin olvidar las mujeres que optan por interrumpir un embarazo porque su pareja no quiere ninguna responsabilidad y ellas no se ven con las fuerzas ni medios para criar un hijo solas ni quieren tener nueve meses de dudas y sufrimiento. No es cuestión de darlo en adopción, es cuestión de que el simple hecho de llevar a término un embarazo supone cambios hormonales y físicos, a veces dolorosos y algunos permanentes, que un ser humano no tiene por que ser obligado a sufrir por una ideología, y muchísimo menos si no la comparte. Además no todos los embarazos son deseados, algunos son fruto de crímenes; además del trauma de ser violada es increíblemente cruel y mezquino obligar a alguien a sufrir cambios en su cuerpo que no habia planeado recordando cada día la agresión que lo originó, como si no fuera bastante tener ese recuerdo traumático el resto de su vida.

Yo estoy a favor del aborto pero no exijo que aborte todo el mundo, si no que se deje abortar de forma segura a la gente que lo quiera hacer. De lo contrario miles de mujeres acudirán a clínicas clandestinas que cobrarán un dinero desorbitado y además pondrán su salud en peligro, pero ellos hablan de derecho a la vida, a la vida de quién porque de la mujer no lo parece. En este siglo las mujeres no deberían ser tratadas como incubadoras que tienen que aceptar todos los hijos como providencia incluso si éstos no serán capaces de vivir por sus propios medios. Los hijos deben ser queridos por sus progenitores para garantizar que no son maltratados, están bien atendidos y pueden tener una vida digna. Cuando se detecta que un feto tendrá carencias motores o psicológicas se debe poder decidir si se quiere continuar con ese embarazo. Ese bebé no podrá tener un trabajo para mantenerse por si mismo cuando falten sus padres o necesitar más de lo que los padres pueden proporcionar y eso conlleva una serie de problemas a los que hacer frente; el estado no debería tomar esa decisión por nadie si no poner los medios para que sea la que sea los progenitores tengan ayuda, tanto para abortar como para cuidar a una persona con necesidades especiales.

Además el aborto (o imposibilidad de hacerlo) no sólo afecta a las mujeres, si no también a sus parejas porque ninguno podrá decidir de la misma manera cuándo incrementar su familia. Siendo los métodos anticonceptivos la primera medida, hay que ser realistas y ver que la mayoria no son efectivos 100%. Obligar a llevar a término todos los embarazos puede ser una forma de esclavizar a la sociedad; al tener más hijos que alimentar la gente aceptará cualquier condición laboral porque mejor es un poco y malo que nada y morirse de hambre.

Si las leyes para restringir el aborto pretendieran por algún casual fomentar la natalidad, en vez de dificultar la terminación del embarazo deberían proponer medidas de conciliación laboral para que los padres puedan flexibilizar su jornada laboral y atender a sus hijos o subvenciones para guarderías y ayuda doméstica. Por no mencionar dejar de discriminar a las mujeres en el trabajo por el simple hecho de que la naturaleza decidiera que ese género tendría los bebés porque por desgracia igual hay alguna mujer que en el siglo XXI prefiere abortar por miedo a perder el trabajo.

 

Soplaré y soplaré y tu casa encareceré

Artículo 47 de la constitución española

Todos los españoles tienen derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada. Lospoderes públicos promoverán las condiciones necesarias y establecerán las normas pertinentes para hacer efectivo este derecho, regulando la utilización del suelo de acuerdo con el interés general para impedir la especulación

La comunidad participará en las plusvalías que genere la acción urbanística de los entespúblicos.

Ver esto en el documento que debe servir de ejemplo para legislar y gobernar un país hace sentirse seguro de que siempre tendrá un techo donde cobijarse. Pero cuando el país en cuestión es España lo que uno siente es engaño, ¿se habrán leído los políticos este documento? En el caso de que lo hicieran (a veces creo que para tener un escaño deberíamos exigir que se sepan la constitución de memoria, para que no puedan decir “no me consta”) desde luego no lo quieren aplicar.

Parece que para nuestros políticos garantizar que los ciudadanos tienen una casa digna es dejar que los bancos concedan créditos para hipotecas, créditos que hasta el tribunal europeo ha calificado de abusivos. Como todo el mundo tiene una hipoteca, todos tienen una casa, misión cumplida. ¿Se crea una burbuja? Pues los que tengan dinero que se compren un paracaídas y el resto que aterricen como puedan.

Conceptualmente derecho a vivienda digna implica poder acceder y utilizar una casa en condiciones habitables. Nadie dice que esa vivienda tenga que ser en propiedad, y para mi ésta es una de las trampas de este tema. En España la gran mayoría de la sociedad (83%) tiene una casa en propiedad; se dice a menudo que es un tema cultural, nos gusta más comprar que alquilar. Eso es cierto para una parte de la sociedad y es algo que quizás culturalmente deberíamos hacernos revisar, pero no todos sienten por tener una casa la obsesión que tenía Gollum con su anillo. Muchos optaron por una hipoteca porque los alquileres y las hipotecas estaban y siguen estando al mismo precio, y puestos a gastar tiene lógica convertir un gasto en una inversión de la que beneficiarse en unos años y una herencia para sus hijos, en vez de “tirarlo”.

¿Y por qué cuesta tanto el alquiler? Porque parte de la sociedad decidió comprar casas viendo que sus ahorros no les rentaban nada en el banco ( en parte gracias al señor Aznar que facilitó a los bancos el cobro de comisiones por respirar y los intereses variables que a nadie interesan). Ponían el dinero de sus ahorros para una entrada de un piso, la ponían en alquiler (nadie regula el alquiler y pueden pedir lo que quieran) y pagaban con el alquiler la hipoteca; por lo tanto para los no propietarios un alquiler es lo mismo que una hipoteca. Lo comido por lo servido. Al cabo de unos meses o años cuando la casa se revaloriza (de nuevo agradezcamos la ley del suelo del señor Aznar con ayuda de ZP por no corregir la facilidad para especular que propicia), la venden, ganan dinero con su inversión y repiten la maniobra. Yo no sé si lo haría teniendo el dinero, pero entiendo que la gente lo haga si no se regula adecuadamente.

Todo esto junto con el amor de los políticos con la economía fácil del ladrillo que daba dinerito fresco al gobierno y amigos terratenientes/constructores sin mover ni un dedo y el ansia de los bancos por ganar más y más con hipotecas hizo que los precios de las casas subieran sin control. La gente se endeudó cada vez más porque en algún sitio hay que vivir; ya fuera con alquiler o hipoteca la casa se llevaba buena parte del sueldo. Conclusión todos a pagar o a tener 40 años y vivir con papá y mamá en el caso de que tuvieras trabajo dónde ellos vivían y el ambiente familiar te lo permita; también hay gente que lo hace porque tiene como prioridad gastar por encima de independizarse, una opción personal como otra cualquiera que por desgracia últimamente no es opción si no solución al quedarse la gente sin trabajo. Así llegan las cosas “dignas” de la vivienda en España. La gente que osaba o tenía que irse de casa con un sueldo basura, (800€ por 10 o más horas de trabajo al día después de haber estudiado carrera y master) se tienen que ir a compartir un piso como eternos estudiantes aunque ya tengan más de 30. Gente que quiere comenzar una familia alquilando o comprando una casa y tiene que alquilar una habitación para poder llegar a fin de mes, todo muy normal en una sociedad moderna, hay que ínterrelacionarse. También hay gente que vive en casas cochambrosas con ratones porque no se pueden permitir otro sitio. Y por supuesto la gente que ha perdido su casa, pero no la deuda con el banco, porque perdieron su trabajo y no han podido mantener la hipoteca. Todo muy digno de una sociedad de piedra.

¿Cómo conseguimos una vivienda digna para todos? Premiando el ahorro por encima de la compra de propiedades (que los bancos den dinero por tenerlo en el banco y el gobierno desgrave por depósitos); se evitaría la especulación con bienes de primera necesidad y además se ayudaría a los bancos a tener capital, que bien regulado puede ayudar a dar crédito a las empresas y generar empleo. También se debería fomentar el alquiler privado y de embargos (incentivos a propietarios y obligatoriedad a bancos para que bajen los precios de las rentas, garantizar la protección de los propietarios frente a impagos o destrozos de inquilinos pero de manera que no se legisle desmesuradamente para que alquilar sea atractivo para los inquilinos y ellos también estén protegidos frente a propietarios abusivos); esto también daría salida a los más de tres millones de viviendas vacías en España, porque vacías nadie gana nada, con alquiler regulado la gente tiene una vivienda digna y los propietarios algún ingreso. Pero sobre todo regulando que los bancos no especulen con los precios de las viviendas y no conceden créditos imposibles de pagar para aumentar sus beneficios; el alquiler/hipoteca nunca debería superar el 40% de los ingresos y el gobierno debería penalizar a los bancos que ofrezcan hipotecas imposibles o con cláusulas abusivas. Si estoy se me ocurre a mi, muy difícil de discurrir no es. Sólo se necesita querer cumplir la constitución y tener decencia moral, a veces no se cuál de estas dos cosas es más difícil de encontrar en los gobiernos de España cuando se trata de asuntos sociales.